Una parafilia es un patrón del comportamiento sexual en el
que la fuente predominante de placer se encuentra en objetos,
situaciones, actividades o individuos atípicos.

Dentro de las parafilias, encontramos la dendrofilia, donde el placer puede obtenerse desde frotarse con un árbol a utilizar este (o toda clase de plantas o
vegetales) como objeto de placer. Así, un agujero en un tronco de un
árbol puede ser empleado por los hombres para mantener ‘relaciones
sexuales’ con el mismo.

El nombre de esta parafilia viene del griego dendro que significa “árbol” y philia que significa “amor”. 
 
 No tiene por qué ir de la mano, pero es frecuente la idea de que los
dendrófilos comiencen su andadura a raíz de una experiencia sexual en
plena Naturaleza. Un paciente confirma que en su caso fue así: ‘Nunca lo
había pensado, pero cuando lo viví por primera vez me di cuenta de que
el sexo tenía más sentido en un entorno salvaje, y poco a poco me fue
apeteciendo interactuar con otros elementos naturales”

 El uso de flores con fines eróticos está muy extendido en nuestra
cultura, los pétalos se consideran afrodisiacos y se venden como objetos
cargados de gran potencia sensual. Perfuman, acarician el cuerpo y su
suave tacto puede proporcionar un roce intenso y delicado. Los
testimonios de personas que han usado flores para proporcionarse placer
sexual en soledad y compañía son numerosos. “Me afecta mucho ver cómo
florecen mis propias plantas. No hago nada con ellas, pero observar el
proceso, percibir los olores… todo eso me excita de alguna manera, es
como pornografía muy bonita y lenta”, reflexionan.

Derivada de la dendrofilia viene también la fascinación por la madera,
algo que el colectivo BDSM conoce bien y no sólo por su afición a los
instrumentos y materiales propios del medievo.

Puede que hayan personas que consideren la dendrofilia como una
perversión, pero la realidad es que hoy en día se debe conocer todo tipo
de prácticas sxuales. Es una forma de darse placer sin que se haga algún mal a alguien.

 

El equipo de Psycospirity

Un comentario en «Dendrofilia. ¿Qué es?»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *